domingo, 12 de febrero de 2012

Si no lo has descubierto aún: Lo eres todo para mí.

Siempre que te escribo algo, lo hago desde este rinconcito de mi. Donde todo es felicidad, donde estas tú. Aún no me creo que te tenga después de 123 días, así es. En ese tiempo me has convencido, asegurado... Demostrado, que sin ti no podría vivir. Y como te he dicho tantas veces, sin ti ahora, no seria nada, sin embargo ahora soy lo más feliz del mundo, el que más. Ya no quedan palabras para decirte que no sepas ya, pero lo que yo siento por ti, es lo que aún no tiene palabra para describir este sentimiento que cada día nos une a ti y a mi. Por eso estoy orgulloso: Por tenerte, por tratarte como te mereces, y por tener la suerte de que un día me dejases formar parte de tu vida con un simple "Te quiero". Me acuerdo del primer día como si fuese ayer. Te amo mi vida. Te ama tu chico, siempre tuyo, siempre nuestro, 12.

No hay comentarios:

Publicar un comentario